<![CDATA[

En 2022, de cinco a seis veces más trabajadores estadounidenses trabajarán desde casa durante la mayor parte de su semana laboral, de acuerdo con el reporte Global Workforce Analytics . Tan solo cuatro años antes, en 2018, apenas cinco millones de empleados trabajan con homeoffice permanente. Los trabajadores remotos llegaron para quedarse, observa la nota “ Empowering the Permanently Remote Workforce” , del blog de TCS (Tata Consultancy Services). Para que esto ocurra, operan fuerzas imparables: las presiones de la actual pandemia (y los rebrotes futuros o nuevas pandemias) están convirtiendo el trabajo remoto en un elemento fijo. A su vez, los beneficios de trasladar el trabajo de la oficina al hogar se pueden ver en tres categorías: las compañías ahorran y operan de manera más ágil; los trabajadores están menos estresados por los desplazamientos por las ciudades y la sociedad, en general, disfruta de entornos con menores índices de contaminación y aglomeraciones.

Adaptarse a esta nueva era productiva demanda ciertos requerimientos. Uno de ellos es la ciberseguridad, es decir, la construcción operativa y de infraestructura que harán las empresas para operar de manera remota y ubicua, sin permitir que la dañen en términos informáticos e informativos. Para lograrlo, se debe brindar a los trabajadores remotos elementos como acceso remoto a las aplicaciones y datos corporativos (que a menudo necesitan pasar de las computadoras en las oficinas de esas empresas a las nubes públicas o privadas). También deben proporcionar servicios de ciberseguridad que protejan a los trabajadores y los datos / sistemas de la empresa; seguimiento del proyecto para asegurarse de que el trabajo (especialmente el de los equipos) está progresando; abundante comunicación sobre los procedimientos operativos estándar revisados y suficiente contacto para gestionar el cambio sin problemas. Esta es una de las vertientes de trabajo que TCS está impulsando más entre sus clientes. De ahí que haya seguido una estrategia global: crear Centros de Gestión de Amenazas en todo el mundo. En México, esa sede estratégica fue inaugurada en agosto de 2021, en el estado de Querétaro.

Qué es la ciberseguridad para TCS En palabras simples, consiste en mantener íntegramente las operaciones informáticas de las empresas: resistente a ataques externos y evitando fugas de información o vulnerabilidad interna. En el Centro de Gestión de Amenazas de Querétaro, el objetivo es ofrecer soluciones de ciberseguridad a empresas de todos los giros y tallas. De ahí que se encuentra en el proceso de reclutamiento de 500 ingenieros especializados en diversas ramas relacionadas a la ciberseguridad. Desde este cuartel estratégico brindará servicios a toda América Latina. «Desde que abrimos nuestra primera oficina en México en 2003, nuestro compromiso con la inversión en el país y la generación de empleo de alta calidad se ha fortalecido. Hoy, con la apertura del primer Centro de Gestión de Amenazas en América Latina, podremos sumar a nuestras filas a profesionales locales de gran talento, y colaborar con ellos para mantener a nuestros clientes de toda la región protegidos de las las amenazas cibernéticas con tecnología de punta», comentó Rajeev Gupta, Country Head – México y Nearshore Head – Latinoamérica para TCS.

Hoy, además de los sectores productivos que más han demandado ciberseguridad en su práctica —minoristas y financieros entre los más destacados— hoy se han sumado otras industrias, como de la salud o de servicios educativos, que requieren lo mismo soluciones en la nube que sistemas de alta seguridad que permitan las multiconexiones de dispositivos digitales. Así que en el Centro de Gestión de Amenazas de Querétaro se ofrecen servicios de detección y respuesta ante amenazas; manejo de incidentes y soporte en caso de ataque; cibervigilancia, análisis forense digital y observatorio de cumplimientos regulatorios. También maneja servicios de gestión de amenazas completos e integrados en los ecosistemas de TI, OT, IoT y la nube. TCS está presente en el mercado mexicano desde 2003. Su portafolio también incluye servicios de TI avanzados, consultoría, fábrica de pruebas, subcontratación de procesos comerciales, centro de contacto, soluciones de infraestructura de TI, servicios industriales y de ingeniería. Desde sus ocho oficinas en la república, la compañía de casi 10,000 colaboradores a nivel nacional atiende clientes internacionales pertenecientes a industrias como telecomunicaciones, financiera, manufactura y retailers , entre otros.

]]>

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *